Lejos de Toledo

Título: Lejos de Toledo

Autor: Angel Wagenstein

Reseña hecha por : Carlos Valadés     @carlosvalades

Hubo un tiempo en España en el que la tolerancia religiosa era sinónimo de convivencia. A este período se refirió Obama en su famoso discurso de El Cairo, citando a Córdoba y a toda Andalucía como ejemplos de coexistencia. Numerosas ciudades aún conservan sus barrios judíos y musulmanes, vestigios de otra era donde suponemos que el respeto a los ritos de cada pueblo eran moneda común.

Pero Isabel y Fernando, tanto monta, monta tanto, decidieron de un plumazo hacer a España puramente católica, y el 31 de julio de 1492, utilizando el edicto de Granada, inspirado por el tenebroso inquisidor Torquemada, se quitaron de encima a esas “molestas” religiones, obligando a musulmanes y judíos a huir fuera de nuestras fronteras. Los descendientes de muchos de esos judíos aún conservan las llaves de los que fueron sus hogares en Sefarad. Y, como tuve ocasión de comprobar en mi reciente viaje a Israel y Palestina, aún se percibe un brillo nostálgico en los ojos de los judíos cuando nombran ese período dorado de convivencia.

Los judíos sefardíes que habitaban la península ibérica hablaban el ladino, un castellano antiguo, que junto con su habitual diáspora, se dispersó por toda Europa. Una gran parte de esos judíos se exiliaron en la actual Bulgaria,  donde los más viejos del lugar aún seguían comunicándose en ladino, idioma que fue transmitiéndose de forma oral, de generación en generación. Y es en esa Bulgaria de mediados del siglo XX donde transcurre la acción de la novela de Angel Wagenstein, última de una trilogía donde rinde homenaje a sus orígenes sefardíes.

La visita de Albert Cohen a la ciudad de su infancia, Plovdid, para hacerse cargo de unas propiedades heredadas de sus abuelos, sirve como hilo conductor para que el protagonista rememore unos tiempos convulsos en Europa. Plovdid, como antes Córdoba o Toledo, era una ciudad donde las personas se comunicaban y relacionaban sin importar su religión o procedencia. Una Bulgaria donde en aquellos tiempos entraban con fuerza las ideas comunistas de la URSS, que darían como consecuencia la integración del país en el bloque del Este.

La novela compara con continuos flashbacks la evolución del protagonista y de la propia Bulgaria, desde la inocente mirada de un niño que está creciendo al adulto que se enfrenta a la rápida transformación económica y social de un antiguo país comunista. Historias de reencuentros marcados por el inexorable reloj de arena, de nuevas formas de entender la vida, más frías y distanciadas, de historias de amor inacabadas.

Una gran novela que demuestra, una vez más, que política y religión nunca mezclan bien.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Novela y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Lejos de Toledo

  1. juanms dijo:

    Muy interesante Carlos, reseña y libro. Hay una realidad y es que Andalucía fue una tierra que supo adaptarse a sus tiempos y convivir pacíficamente. Hace mil años Córdoba tenía alumbrado público y alcantarillado, antes del siglo X, siendo la ciudad más grande de Europa. Mientras que las ciudades nórdicas como londres se morían de pestes por la suciead de sus pestilentes calles, y vivían en plena penumbra. Después llego aquí la santa inquisición y se encargó de hacer retroceder de nuevo a otro periodo de oscuridad cultural e intelectual sin precedentes… la historia se repite en ciclos más oscuros, y otros con más o menos claridad cultural, esperemos que ahora en plena socidad de la información no estemos retrociendiendo como sospecho está pasando. Saludos

  2. Iván dijo:

    Gran reseña, la de vueltas que da la vida ¿ no? . Ver a la sociedad musulmana de aquella época creo que no tiene nada que ver con la de ahora. Gente de ciencia, letras y tolerancia. Y de España y su declive pues ya ni hablamos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s